fbpx
Q4AudiTodoterrenoCochesPruebas

Audi Q4 e-tron, al volante del Audi eléctrico más barato

Audi Q4 e-tron prueba

No es el primer eléctrico de Audi pero si su coche eléctrico más barato. El Audi Q4 e-tron llega a los concesionarios con el objetivo de convertirse en uno de los modelos con más ventas de la marca en los próximos años. Su precio parte de los 44.460 euros y además el 80% de sus versiones se pueden acoger al plan Moves III (hasta 7.000 euros menos). Ya lo hemos conducido, te contamos sus puntos más destacados y nuestras impresiones de conducción. Sirva como adelanto que supera los 500 kilómetros de autonomía.

Audi Q4 e-tron

La gama de coches eléctricos de Audi ya cuenta con los pioneros Audi e-tron (ver vídeo-prueba de contacto Audi e-tron) y Audi e-tron Sportback (ver vídeo-prueba de contacto del Audi e-tron Sportback), el superdeportivo Audi e-tron GT (ver prueba Audi e-tron GT en circuito) y ahora se completa con el modelo de acceso el Audi Q4 e-tron. Este SUV eléctrico tendrá variante deportiva Sportback después del verano.

Los puntos más destacados de los Audi Q4 e-tron y Q4 e-tron Sportback

 

Impresiones del interior

Por tamaño se sitúa entre el Audi Q3 y el Q5. Tiene 4.588 mm de largo, 2.108 mm de ancho y 1.608 mm de alto. Comparado con el Q3 crece 104 mm, 16 mm y 23 mm, respectivamente. La batalla crece 84 mm hasta llegar a los 2.764 mm lo que le aporta un habitáculo muy amplio. El maletero del Q4 e-tron tiene una capacidad de 520 litros (10 litros menos que el Q3) y se puede ampliar hasta los 1.490 litros. No está mal el espacio y cuenta con un hueco especial para guardar los cables (incluye dos de serie, el que se conecta a un enchufe doméstico tipo Schuko y el tipo Mennekes para conectar con un punto de carga)

Por dentro lo que más me ha llamado la atención es su amplio espacio interior, sobre todo en la parte trasera, teniendo en cuenta que es un coche relativamente compacto. Además, como no tiene túnel central los pies de tres ocupantes se pueden colocar cómodamente. La pega es que la banqueta está muy cerca del suelo (por culpa de las baterías que van debajo) y esto nos obliga a flexionar las piernas más de lo normal a la altura de la cadera.

Audi Q4 e-tron

Es un coche cómodo, con buena altura para la cabeza y en anchura, con un asiento en el que rápido encuentras una postura cómoda y con un interior muy moderno, muy tecnológico pero también fácil de utilizar. Encontrarás de serie un cuadro de instrumentos digital de 10,25″ con control de voz natural (el Audi virtual cockpit plus), un volante con controles táctiles y una pantalla táctil central de 10,1″ (11,6″ opcional con MMi navegador plus, wifi-hotspot y funciones específicas, como por ejemplo un planificador de ruta). También tiene aireadores específicos, una consola central suspendida y hata 24,8 litros de capacidad de almacenaje dentro del habitáculo (en el interior de las puertas se puede guardar una botella de un litro).

A su favor destacar que varias de las funciones más utilizadas tienen acceso directo desde la consola central sin necesidad de navegar por la pantalla central (climatización, asientos calefactados, volumen…), además de los que tiene el volante.

SUV eléctrico con más de 500 km de autonomía

Llantas ‘Aero’ aerodinámicas que aportan 5 kilómetros de autonomía extra (cuestan 500 euros), un fondo plano, refrigeración activa, detalles estéticos en el frontal, el spoiler de rueda, las cubiertas de los retrovisores o el sellado de la junta del maletero son elementos que permiten que el aire fluya mejor aportando 40 kilómetros adicionales de autonomía y consiguiendo el mejor coeficiente aerodinámico de su segmento con un 0,28 Cx (0,26 para el Sportback). En España, el Audi Q4 e-tron con más autonomía llega a los 519 kilómetros.

Todos los coches con etiqueta eco y cero a la venta en España: precios y datos

Se puede elegir entre tres versiones:

  • Audi Q4 35 e-tron: propulsión trasera, autonomía de 340 km (batería 55 kWh), 125 kW (170 CV) y 17 kWh/100 km de consumo. Potencia máxima de carga en corriente alterna: 7,2 kW y hasta 100 kW en corriente continua (carga rápida).
  • Audi Q4 40 e-tron: propulsión trasera, autonomía de 519 km (batería 82 kWh), 150 kW (204 CV) y consumo de 17,3 kWh/100 km. Potencia máxima de carga en corriente alterna: 11 kW y hasta 125 kW en corriente continua.
  • Audi Q4 50 e-tron: tracción quattro, autonomía de 487 km (batería 82 kWh), 220 kW (299 CV) y un consumo de 18 kWh/100 km. Potencia máxima de carga en corriente alterna: 11 kW y hasta 125 kW en corriente continua.

Esto traducido en tiempos de recarga, por ejemplo, para recorrer 100 kilómetros con el Audi Q4 40 e-tron si lo cargamos en un punto de carga a 7,2 kW necesitaríamos 2 horas y 24 minutos, mientras que si el punto de carga admite 11 kW, sólo tendría que estar cargando durante 1 hora y 34 minutos. En corriente continua el Q4 50 e-tron sólo necesita 10 minutos para una carga de 130 kilómetros a una potencia de 125 kW.

Audi ofrece al cliente la instalación de un wallbox (hasta 200 metros de cable) con Iberdrola por 1.400 euros (+ IVA).

Audi Q4 e-tron

Prueba dinámica Audi Q4 e-tron

En la presentación que organizó la marca en Madrid he podido conducir las versiones del Q4 40 e-tron y 50 e-tron. Mis primeras sensaciones han sido al volante de la primera, con 150 kW (204 CV) y un par máximo de 310 Nm que entrega desde la parte baja del cuentarrevoluciones. Es un coche que se conduce muy bien, es fácil, con un uso intuitivo, no se echa en falta potencia, acelera con progresividad pero no con la contudencia del Q4 50 e-tron. Con un peso en vacío de 2.050 kilos las prestaciones no están nada mal: es capaz de acelerar de 0 a 100 km/h en 8,5 segundos y la velocidad está limitada a 160 km/h.

Pero para hablar de prestaciones de las buenas, de las que se notan cuando le pisas acelerador, tenemos que ponernos al volante del Audi Q4 50 e-tron, con sus 220 kW (299 CV) y sus 460 Nm de par que entrega de forma inmediata. Con este eléctrico, que pesa en vacío 2.135 kilos, pasas de 0 a 100 en solo 6,2 segundos y, en este caso, la velocidad máxima está limitada a 180 km/h. Se diferencia del resto de variantes porque incluye dos motores eléctricos (en lugar de uno) y tracción total eléctrica.

Prueba de contacto de Madrid a Pedraza
Prueba de contacto con el Audi Q4 e-tron de Madrid a Pedraza (Segovia)

En ambas versiones me ha gustado el tacto de la dirección, muy preciso y deportivo, y también el conjunto de la suspensión, equilibrado tirando a duro, con un toque deportivo que aporta un extra de seguridad para un SUV con carrocería elevada donde las inercias son inevitables. En este modelo, esas inercias y balanceos son mucho más reducidos por el buen trabajo del chasis junto al de la amortiguación y suspensión. En el nivel de acabado S line incluye de serie la suspensión deportiva (rebajada 15 mm).

Cómo aprovechar la energía eléctrica

En cuanto a la conducción eléctrica, ya os he comentado que es fácil de conducir, tan solo debes conocer sus posibilidades para sacarle el máximo rendimiento a su sistema eléctrico. Para ello cuenta con cuatro niveles de recuperación de energía que los activas de forma manual a través de las levas del volante que vas pulsando según quieras más o menos nivel de retención. Si quieres ahorrar energía en ciudad es recomendable activar el nivel máximo de retención si el tráfico es intenso o hay muchas frenadas por semáforos, ceda el paso, rotondas… En carretera es mejor ir sin retención pero puedes activar un nivel poco intenso cuando necesites frenar (en lugar de pisar el pedal del freno, así regeneras energía y evitas un mayor desgaste en el sistema de frenado). Otra opción para regenerar energía es activar el modo B en la palanca del cambio, en este caso se activa el nivel de retención más intenso, que llega a frenar del todo si levantas el pie del acelerar con anticipación.

También puedes ahorrar en consumo de energía eléctrica si seleccionas el modo de conducción Efficiency. En este caso la aceleración es más suave y la velocidad máxima se limita a 130 km/h. También se puede elegir entre los modos Confort, Dynamic o Individual (personalizable).

Audi Q4 e-tron interior

En mi prueba de contacto (utilizando todos los modos de conducción y los niveles de retención), el consumo con el Q4 40 e-tron fue de 20,4 kWh/100 km (un consumo que no está nada mal) después de un recorrido de 113,5 kilómetros, con dos puertos de montaña y muchas curvas, a una velocidad media de 58 km/h. Es una prueba de contacto con un recorrido muy específico por lo que este dato solo es una referencia. Con el Q4 50 e-tron, con la mayoría de ruta por autovía (el resto por convencional) a una velocidad media de 98 km/h en el total del recorrido (117,7 km), el consumo medio se quedó en 21 kWh/100 km. El consumo homologado es de 17,3 y 18 kWh/100 km respectivamente.

Precios Audi Q4 e-tron 2021

Con este modelo Audi quiere democratizar el coche eléctrico premium. Es el Audi eléctrico más barato aun así su precio parte de los 44.460 euros (35 e-tron) que se pueden quedar en 37.460 euros si te acoges al plan Moves III con achatarramiento. Precios que no están nada mal para un modelo de esta envergadura, por su calidad y sus prestaciones. En este SUV Audi ha optado por no incluir los retrovisores con cámaras para no encarecer el producto. Se puede elegir entre los acabados Básico, Advanced, S line y Black Line.

 

Todas las ayudas por la compra de un coche eléctrico por Comunidades Autónomas

Fotos: Audi Q4 e-tron 2021

Sara Soria
Periodista especializada en motor y seguridad vial. Escribo de coches, motos y movilidad. También soy jurado del Women's World Car Of The Year.

Top Reviews

Video Widget

gallery