fbpx
208CochesPruebasTurismoPeugeot

Prueba de contacto del Peugeot e-208, un eléctrico más divertido de lo que piensas

Peugeot 208 electrico

El Peugeot e-208, forma parte de la importante apuesta eléctrica y electrificada de Peugeot, una marca que ha dejado claras sus intenciones: modelos de tamaño pequeño y mediano serán eléctricos, mientras que los grandes, híbridos enchufables.

Esto es así porque tiene una plataforma preparada para cada una de estas tecnologías y, lo mejor, es que están diseñadas directamente para ello, así que no encontrarás cosas raras dentro de sus híbridos enchufables o eléctricos. Comparte plataforma con el e-2008 (prueba Peugeot e-2008) y en este 208 eléctrico no hay una reducción del espacio interior o de la capacidad del maletero respecto a las versiones con motor de combustión interna.

Datos técnicos del Peugeot e-208

  • Potencia máxima: 100 kW / 136 CV de 3.673 a 10.000 rpm.
  • Par motor máximo: 260 Nm de 300 a 3.673 rpm.
  • Velocidad máxima: 150 km/h.
  • Aceleración 0 a 100: 8,1 segundos.
  • Autonomía: 240 km.
  • Peso en vacío: 1.455 kilos.
  • Capacidad de maletero: 265 litros.
  • Batería: Iones de Litio con refrigeración líquida.
  • Capacidad de batería: 50 kWh.
  • Potencia de carga máxima en AC/DC: 7,4 kW-11 kW trifásica (op.)/100 kW.

Curiosidades del Peugeot 208 eléctrico

  • Plataforma diseñada para motorizaciones eléctricas, por tanto, no hay cambios en las dimensiones interiores ni en la capacidad del maletero.
  • 3 modos de conducción: Normal, Eco y Sport.
  • Climatización por bomba de calor (menos consumo eléctrico).
  • Modo B en el selector del cambio para aumentar la retención y regeneración (en descensos o en conducción urbana).
  • Batería con 8 años o 160.000 kilómetros de garantía hasta el 70% de su capacidad de carga.
  • Servicios añadidos con aplicaciones específicas (asesoría para el montaje del punto de carga doméstico-y gestión de su instalación-, abono para alquilar un vehículo de combustión interna para viajes largos, planificador de rutas, etc.).
  • Puesto de conducción i-Cockpit con cuadro de instrumentos en 3D.
  • Parrilla delantera en el color de la carrocería (en las versiones de combustión interna no es así).

Los coches eléctricos nuevos que podrás comprar en 2020

Peugeot e208

Precios del Peugeot 208 eléctrico

Ya está a la venta con una única motorización y cuatro niveles de equipamiento. Estos son los precios con descuentos oficiales y un punto de carga doméstico de 7,4 kW de regalo:

  • Peugeot e-208 Active: 29.600 €
  • Peugeot e-208 Allure: 30.300 €
  • Peugeot e-208 GT Line: 32.050 €
  • Peugeot e-208 GT: 34.550 €

Prueba del Peugeot e-208

La prueba de conducción que hemos realizado con el e-208 ha sido por carreteras secundarias, lo que nos ha permitido tomar consciencia del comportamiento de este modelo. Es curioso, porque con los eléctricos suelen diseñar recorridos urbanos, que es donde más destacan sus cualidades.

Tras completar el recorrido me ha quedado claro el porqué de esta ruta, el e-208 es un coche muy dinámico y merece la pena salir de ciudad con él. Mide 4,05 metros de largo y pesa 1.455 kilos, no es ligero por culpa del peso de la batería, pero disimula muy bien ese peso extra.

Peugeot 208 electrico

La dirección es muy rápida, el centro de gravedad bajo, el coche pisa muy bien y la respuesta del motor es contundente e inmediata. Es francamente divertido. Claro que, si te animas y fuerzas el ritmo, le sacas los colores y aparecen pérdidas de tracción y derivas propias de su peso, pero he de decir que su paso por curva es muy rápido.

El puesto de conducción es muy peculiar, como en todos los Peugeot actuales, con un volante muy pequeño y un cuadro de instrumentos elevado y que ves por encima del volante, no a través de él. Cuanto más alto eres, por norma general menos te gusta por la sensación de llevar el volante bajo. En el 3008, por ejemplo, no me llegó a convencer, pero con la postura del 208 me he sentido más cómodo (mido 1,84 metros).

El e-208 presenta un cuadro de instrumentos muy llamativo, en tres dimensiones. Un punto más a favor de esos posibles compradores que se decantan por un eléctrico llevados por su pasión por la tecnología.

El consumo medio en el recorrido realizado no sé ni si decírtelo, porque en esta ocasión nos dejamos llevar claramente por las bonitas carreteras y las emociones que nos transmitía el 208… Sí, pecamos y no fuimos capaces de conducir como personas “normales”, así que, si te digo que rozamos los 20 kWh de media, no deberías pensar que este coche gasta mucho.

Es más, ya había tenido un breve contacto previo con este coche y pienso que es fácil mantenerlo en torno a los 15 kWh a los cien sin esforzarse y sin estar pendiente del consumo. Por cierto, el indicador de autonomía es fiable, no es de los que caen mucho más deprisa de lo que vas recorriendo, como le pasa al Nissan Leaf o como nos pasó en la presentación del Mini eléctrico (prueba Nissan Leaf / prueba de contacto Mini Cooper SE).

Peugeot e208, el 208 eléctrico

La verdad es que me ha parecido un coche muy completo y una gran elección para quien busque un coche eléctrico de este tamaño, pero hay puntos mejorables, como en todos.

Su peculiar puesto de conducción te obliga a probar bien el coche, no vale darse una vuelta, mi consejo es conducir unos cuantos kilómetros y si pudiese ser un día o dos, mucho mejor, porque puedes descubrir que no te gusta tanto como parece.

Y otro punto que me ha llamado mucho la atención son los problemas de acceso al habitáculo que presenta. El pilar B está muy adelantado, por lo que para acceder al puesto de conducción, en cuanto mides más de 1,70 aproximadamente, tendrás que entrar y luego mover el cuerpo hacia atrás para llegar al respaldo. Para salir tendrás primero que adelantar el cuerpo y luego salir.

Pero lo más grave es que si eres un poco alto tendrás una notable sensación de agobio porque ves constantemente el pilar junto a tu cara. Es más, cuando giras un poco la cabeza hacia la izquierda para mirar por el retrovisor, llegas a ver a través de la ventanilla trasera por el rabillo del ojo, como sucedía en algunos coches de hace 50 años.

Pienso que el pilar B se ha retrasado para permitir un acceso a las plazas traseras que no fuese muy criticable, porque incluso con ese recurso los pasajeros que vayan atrás cuentan con poco espacio para entrar y salir. Además, tienen que hacer ese mismo movimiento hacia atrás al entrar y hacia delante al salir que en el puesto del conductor, porque el corte de la puerta en su parte posterior está muy por delante del respaldo del asiento.

En definitiva, un coche eléctrico pequeño muy completo, divertido y con un diseño diferenciador con pocos “peros”, pero que te obligan a probártelo como la ropa antes de comprarlo.

Fotos: Peugeot e-208

Iván Solera
Mi especialidad son las pruebas de coches y motos. También soy formador de automoción y, aunque en mi garaje se acumulan los vehículos clásicos populares, disfruto probando las últimas tecnologías.

Top Reviews

Video Widget

gallery